Continuando el artículo anterior, hoy exploraremos cúal método de desalinización de agua es mejor. La complejidad de estos sistemas por si sola es suficiente muestra que lo primero que la humanidad tiene que buscar es preservar lo más posible el agua potable disponible. Usando la desalinización como la herramienta para lugares que no tienen alternativa.

La desalinización actualmente se hace de dos maneras:

  • La más simple es por medio de evaporación y condensación. En la que el agua se hierve y se captura el vapor de agua, este requiere grandes cantidades de energía.


  • La otra opción es relativamente reciente y promete bajar los costos e impacto climático es la filtración de alta presión. En la cual se utiliza grandes cantidades de presión para hacer pasar agua salada por filtros separando.

Ambos métodos requieren equipamento caro, la más económica siendo por evaporación. Sin embargo, es importante que se impulse más la segunda forma de desalinización debido a su beneficio esencial de ahorro de energía.